¿Por qué Occidente alaba a Malala pero ignora a Ahed Tamimi? — Los otros judíos

Por Shenila Khoja-Moolji, Al Jazeera. Traducido del inglés para Rebelión por J. M. Ahed Tamimi, una joven palestina de 16 años, fue arrestada recientemente en una redada nocturna en su casa. Las autoridades israelíes la acusan de “agredir” a un soldado israelí y a un oficial. Un día antes se había enfrentado a los soldados israelíes que habían […]

a través de ¿Por qué Occidente alaba a Malala pero ignora a Ahed Tamimi? — Los otros judíos

Anuncios

Tres razones por las que una adolescente palestina está volviendo loco a Israel

Ahed Tamimi, de 16 años, es una heroína palestina. Tal vez la intifada de las bofetadas tendrá éxito donde todos los demás métodos de resistencia han fallado.
Ahed Tamimi, de 16 años, es una heroína palestina. Tal vez la intifada de las bofetadas tendrá éxito donde todos los demás métodos de resistencia han fallado.

Texto de  Gideon Levy para Haaretz

Traducido del inglés para Rebelión por J. M.

El martes pasado los soldados del ejército israelí dispararon a Hamed al-Masri a la cabeza, hiriendo severamente al niño desarmado de Salfit. El viernes los soldados dispararon al desarmado Mohammed Tamimi, también de 15 años, en la cabeza, hiriendo gravemente al niño de Nabi Saleh. También el viernes los soldados mataron a Ibrahim Abu Thuraya, un amputado de las dos piernas a quien también dispararon en la cabeza. El mismo día Ahed Tamimi, de 16 años, estaba en el patio de su casa con su prima y abofeteó a un oficial del ejército israelí que había invadido la casa de ella.

Israel despertó de su sueño enojado: ¿Cómo se atreve? Las tres víctimas de los bárbaros disparos no interesaban a los israelíes y los medios ni siquiera se molestaron en informar sobre ellos. Pero la bofetada (y patada) de Tamimi provocó furia. ¿Cómo se atreve a abofetear a un soldado del ejército de Israel? Un soldado cuyos compañeros abofetean, golpean, secuestran y por supuesto disparan a los palestinos casi todos los días.  

Realmente es audaz Tamimi. Rompió las reglas. Golpear está permitido solo para los soldados. Ella es la verdadera provocación, no el soldado que invadió su casa. Ella, que tiene tres parientes cercanos asesinados por la ocupación, cuyos padres han sido detenidos incontables veces y cuyo padre fue condenado a cuatro meses de prisión por participar en una manifestación en la entrada de una tienda de comestibles, se atrevió a resistirse a un soldado. Desfachatez palestina. Se suponía que Tamimi se enamoraría del soldado que invadió su casa, le arrojaría arroz, pero como es una ingrata lo recompensó con una bofetada. Todo se debe a la “provocación”. De lo contrario, ciertamente no odiaría a su conquistador.

Pero hay otras fuentes de la desenfrenada pasión de venganza contra Tamimi. (Ministro de Educación Naftali Bennett: “Debería terminar su vida en prisión”). La niña de Nabi Saleh destrozó varios mitos de los israelíes. Lo peor de todo es que se atrevió a dañar el mito israelí de la masculinidad. De repente resulta que el soldado heroico, que nos vigila día y noche con osadía y coraje, se enfrenta a una niña con las manos vacías. ¿Qué va a pasar con nuestro machismo, que Tamimi rompió tan fácilmente, y nuestra testosterona?

De repente los israelíes vieron al enemigo cruel y peligroso al que se enfrentan: una niña de 16 años con el cabello rizado. Toda la demonización y la deshumanización en los medios aduladores se hicieron añicos al enfrentarse con una chica con un suéter azul.

Los israelíes perdieron la cabeza. Esto no es lo que les dijeron. Están acostumbrados a oír hablar de terroristas y comportamientos asesinos. Es difícil acusar a Ahed Tamimi de todo eso, ni siquiera tenía unas tijeras en sus manos. ¿Dónde está la crueldad palestina? ¿Dónde está el peligro? ¿Dónde está el mal? Podrías perder el entendimiento. De repente, todas las cartas se reorganizaron, por un extraño momento, el enemigo parecía muy humano. Por supuesto, se puede confiar en la maquinaria de propaganda y lavado de cerebro de Israel, que son tan eficientes, para asesinar al personaje de Tamimi lo suficientemente pronto. Ella también será etiquetada de cruel terrorista que nació para matar, se dirá que no tiene motivos justificables y que no hay contexto para su comportamiento.

Ahed Tamimi es una heroína palestina. Logró volver locos a los israelíes. ¿Qué dirán los corresponsales militares, los incitadores de derecha y los expertos en seguridad? ¿Por qué son buenas 8200, Oketz, Duvdevan, Kfir y todas estas otras unidades especiales si al final del día el ejército se enfrenta a una población civil indefensa que está cansada de la ocupación, encarnada en una chica con un kufiya en el hombro?

Si solo hubiera muchos más como ella. Tal vez las chicas como ella podrán sacudir a los israelíes. Tal vez la intifada de las bofetadas tenga éxito donde todos los demás métodos de resistencia, violentos y no violentos, han fallado.

Mientras tanto Israel ha reaccionado de la única manera que sabe hacerlo: un asalto nocturno en su casa y la detención de ella y su madre. Pero en el fondo de su corazón, todo israelí decente probablemente sepa no solo quién tiene la razón y quién no, sino quién es fuerte y quién es débil. ¿El soldado armado de pies a cabeza que invade una casa que no le pertenece o la niña desarmada que defiende su casa y su honor perdido con sus propias manos, con una bofetada?
Fuente: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=235691&titular=tres-razones-por-las-que-una-adolescente-palestina-est%E1-volviendo-loco-a-israel-

Esto no traerá paz a Israel; todo lo contrario

Robert Fisk

Palestinos que enfrentaban a soldados israelíes auxilian a un compañero herido durante las protestas en Ramalá, ayer, por la decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de reconocer Jerusalén como capital de Israel Foto Afp

Me llamaron de una radio irlandesa de Dublín para conocer mi postura ante la decisión del presidente Donald Trump de reconocer a Jerusalén como capital de Israel. ¿Qué pienso que ocurre dentro de la mente del presidente de Estados Unidos?, me preguntaron. No tengo la llave del asilo de lunáticos, respondí de inmediato. Lo que alguna vez pudo haber sido una absurda y exagerada declaración fue aceptada simplemente como una reacción normal a lo dicho por el líder de la principal potencia mundial. Al volver a escuchar el discurso que Trump dio en la Casa Blanca me di cuenta de que pude haberme expresado incluso con mayor libertad. Lo dicho en el documento es loco, descabellado, vergonzoso.

Adiós, Palestina. Adiós a la solución de dos estados. Adiós a los palestinos. Porque esta nueva capital israelí no es para ellos. Trump ni siquiera usó la palabra Palestina. Habló de Israel y los palestinos: en otras palabras, de un Estado y aquellos que no merecen –y no deben aspirar más– a un Estado.

No me sorprende haber recibido anoche la llamada desde Beirut de una mujer palestina que acababa de escuchar a Trump destruir el proceso de paz.
“¿Recuerdas El reino del paraíso?”, me preguntó en referencia a la gran película de Ridley Scott sobre la caída de Jerusalén en 1187. Bueno, pues ahora es el reino del infierno.

No es el reino del infierno. Los palestinos han vivido en una especie de infierno durante 100 años, desde que en la Declaración de Balfour, Gran Bretaña manifestó su apoyo a la patria judía en Palestina con una sola frase –misma que le da tanto orgullo a nuestra amada Theresa May– y que se volvió el libro de texto de los refugiados y de los futuros árabes palestinos desposeídos de sus tierras.

 Como siempre la respuesta árabe fue repugnante, al advertir de los peligros de la decisión de Trump, que fue injustificada e irresponsable, como dijo de manera insustancial el rey Salman, de Arabia Saudita, el así llamado protector de uno de los dos lugares más sagrados del islam (el tercero está en Jerusalén, pero no llegó a señalar este hecho). Podemos estar seguros de que en los próximos días instituciones árabes y musulmanas formarán un comité de emergencia para enfrentar el peligro. Y como bien sabemos, sus medidas no tendrán valor alguno.

Fue el análisis lingüístico de Noam Chomsky que aprendí cuando estaba en la universidad –después él y yo nos volvimos buenos amigos– el que apliqué al discurso de Trump. Lo primero que noté, como mencioné antes, fue la ausencia de Palestina. Siempre pongo esta palabra entre comillas porque no creo que jamás llegue a existir como Estado. Vayan y vean las colonias judías en Cisjordania y les quedará claro que Israel no tiene la intención de que éste exista en el futuro. Pero eso no es una excusa para Trump. Está presente el espíritu de la Declaración de Balfour, que se refiere a los judíos pero define a los árabes como comunidades no judías existentes en Palestina. Trump disminuyó aún más el nivel de los árabes de Palestina al llamarlos simplemente palestinos.

Desde el principio comienzan las artimañas. Trump habló de una manera fresca de pensar y  nuevos enfoques. Pero no hay nada nuevo sobre Jerusalén como la capital de Israel, dado que los israelíes han insistido en esto durante décadas. Lo que es nuevo es que para el beneficio de su partido, los cristianos evangélicos que afirman apoyar a Israel desde Estados Unidos, Trump simplemente ha dado la espalda a cualquier noción de justicia en las negociaciones de paz y echado a correr con la pelota de Israel.

Presidentes anteriores han tomado medidas para postergar la adopción de la Ley del Congreso para Jerusalén de 1995 no porque retrasar el reconocimiento de Jerusalén promueva la causa de la paz, sino porque tal reconocimiento debe ser otorgado a una ciudad como capital de dos pueblos y dos estados, no sólo uno.
Luego Trump nos dice que su decisión es lo mejor para los intereses de Estados Unidos. Sin embargo, no logra explicar cómo al retirar a Estados Unidos de hecho de las futuras negociaciones de paz y destruir la aseveración (que ahora es más dudosa que nunca) de que Estados Unidos es un facilitador honesto de estas pláticas) puede beneficiar a Washington.
Claramente no lo hará (aunque seguramente ayudará al partido de Trump a recaudar fondos), pero disminuye el prestigio y la posición de Estados Unidos en todo Medio Oriente. Además, asegura que como cualquier otra nación soberana, Israel tiene derecho a determinar cuál es su capital. Hasta cierto punto, lord Copper. Cuando otro pueblo –los árabes más que los judíos– también reclaman a dicha ciudad como su capital (al menos la parte este de la misma), dicho derecho queda suspendido hasta que llega a existir una paz final.

Israel podrá reclamar a Jerusalén como su capital eterna y sin divisiones –de la misma manera en que Netayahu afirma que Israel es el Estado judío a pesar de que más de 20 por ciento de su población es de árabes musulmanes que viven dentro de sus fronteras– pero el reconocimiento de Estados Unidos de esta aseveración implica que Jerusalén jamás podrá ser capital de ninguna otra nación. Ahí está el punto de fricción. No tenemos ni la más mínima idea de las verdaderas fronteras de esta capital. Trump de hecho ha admitido esto en una frase que fue casi del todo ignorada, cuando dijo: “no estamos tomando una posición (…) sobre las fronteras específicas de la soberanía israelí sobre Jerusalén”. En otras palabras, reconoció la soberanía de un país sobre toda Jerusalén sin saber exactamente la delimitación de dicha ciudad.

De hecho, no tenemos la menor idea de dónde está la frontera este de Jerusalén. ¿Está acaso a lo largo de la vieja línea fronteriza que dividía a Jerusalén? ¿Se encuentra a unos dos kilómetros de distancia al este de Jerusalén oriental? ¿O está a lo largo del río Jordán? En ese caso, adiós a Palestina. Trump le ha otorgado a Israel el derecho sobre toda la ciudad como su capital sin tener la más pálida idea de dónde está la frontera este del país, ya no digamos la frontera de Jerusalén.
El mundo estuvo contento de aceptar a Tel Aviv como capital temporal de la misma forma en que se hizo como que Jericó o Ramalá eran la capital de la Autoridad Nacional Palestina después de que Arafat llegó ahí. Pero no se iba a reconocer Jerusalén como capital israelí aunque Israel la reclamara como tal.

Entonces, cuando Trump comenzó su más exitosa democracia, afirmó que la gente de todas las creencias es libre de vivir y venerar según su conciencia. Confío en que no vaya a decirle eso a los 2 millones y medio de palestinos de Cisjordania que no son libres de entrar a Jerusalén para ejercer su religión sin un pase especial, o a la sitiada de Gaza que ni siquiera tienen esperanzas de llegar a la ciudad santa.
Pese a todo, Trump proclama que su decisión no es más que reconocer la realidad. Supongo que su embajador en Tel Aviv –quien presumiblemente se mudará a Jerusalén aunque sea a una habitación de hotel– se cree esta patraña, porque fue él quien aseguró que Israel tiene bajo ocupación sólo 2 por ciento de Cisjordania.
Esa nueva embajada, cuando se complete, se convertirá en un magnífico tributo a la paz según Trump. Viendo los búnkers en que se han convertido la mayoría de las embajadas estadunidenses en Medio Oriente, será un lugar rodeado de rejas blindadas y paredes de concreto reforzado en cuyo interior habrá pequeños búnkers para el personal diplomático. Pero para entonces Trump ya se habrá ido (…) ¿o no?
Como de costumbre, nos enfrentamos a uno de los revoltijos de Trump. Quiere un gran acuerdo para los israelíes y palestinos, un acuerdo de paz que sea aceptable para ambas partes, pese a que esto no es posible ahora que él le concedió la totalidad de Jerusalén a Israel como su capital antes de que existieran las conversaciones sobre el estatus final que el mundo aún tiene la esperanza de que ocurra entre ambas partes. Pero si Jerusalén es uno de los temas más sensibles de estas pláticas, si iba a haber desacuerdo y disenso sobre su anuncio –todo lo cual él admitió– entonces ¿para qué demonios tomó la decisión?

Para cuando cayó en la verbosidad estilo Blair, diciendo que el futuro de la región se ha postergado por el derramamiento de sangre, la ignorancia y el terror, el discurso de Trump se volvió ya insoportable porque nadie tiene estómago para semejante cantidad de mentiras.
Si se supone que la gente va a responder al desacuerdo con un debate razonado y no con violencia ¿cuál es el objetivo de reconocer a Jerusalén como capital de Israel? ¿Promover un debate, por todos los cielos? ¿Es eso lo que quiso decir cuando habló de “repensar viejas suposiciones?
Pero ya fue suficiente de estas tonterías. ¿Qué nueva temeridad se le puede ocurrir a este miserable para decir más mentiras? ¿Qué pasaba por su mente confusa cuando tomó esta decisión? Claro: quiere cumplir sus promesas de campaña. Pero ¿cómo es que puede cumplir su promesa y no fue capaz, en abril pasado, de decir que la matanza masiva de millón y medio de armenios en 1917 constituyó un acto de genocidio? Seguramente porque temió molestar a los turcos, quienes niegan el primer holocausto industrial del siglo XX. Bueno, pues los turcos están muy molestos ahora. Quiero pensar que tomó eso en consideración.

Pero olvídenlo. El hombre está loco. Y le va a tomar muchos años a su país recuperarse de su último acto de insensatez.

© The Independent
Traducción: Gabriela Fonseca

México anuncia que mantendrá su embajada en Tel Aviv y el mundo también reacciona

“México mantendrá su embajada en Tel Aviv, como es el caso hasta ahora de todos los países que mantienen relaciones diplomáticas con Israel”, dice el comunicado despachado por la Secretaría de Relaciones Exteriores de México.

El Gobierno de México anunció este miércoles en un comunicado que mantendrá su embajada en Tel Aviv, luego de la decisión del presidente de EEUU, Donald Trump, de reconocer a Jerusalén como la capital del Estado de Israel.

Esta decisión está amparada en la Resolución 478 que adoptó en 1980 el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), así como en resoluciones pertinentes de la Asamblea General del foro mundial, relativas al estatuto de Jerusalén, indica el texto de la Secretaría que encabeza el canciller Luis Videgaray.

México “seguirá también apoyando las reivindicaciones históricas del pueblo palestino” que desconoce a Jerusalén como capital del Estado israelí, dice el comunicado.

El Gobierno mexicano reitera asimismo su “firme convicción de que una solución política y pacífica del conflicto debe producirse mediante negociaciones directas, sin precondiciones, entre las partes”.

Esa negociación debe resolver “los problemas sustantivos, incluido el estatus definitivo de Jerusalén”, dice el texto.

El país latinoamericano recuerda que ese fue el pacto contenido en los Acuerdos de Oslo de 1993 y ratificado por diversas resoluciones del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas.

México respalda el diálogo como el medio para resolver el diferendo entre Israel y Palestina, que debe realizarse “con base en la solución de dos Estados, es decir, el derecho de Israel y de Palestina a vivir en paz dentro de fronteras seguras e internacionalmente reconocidas”.

El Gobierno mexicano adelantó que continuará manteniendo una relación bilateral “estrecha y amistosa con el Estado de Israel”.

El nivel de la buena relación bilateral quedó en evidencia en la reciente visita del primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, a México.

Fuente: Sputnik – México

NO AL GIRO DE ITALIA EN ISRAEL. MÁS DE 120 GRUPOS DE DERECHOS HUMANOS INSTAN AL GIRO DE ITALIA A ALEJARSE DE ISRAEL POR LAS VIOLACIONES A LOS DERECHOS DE LOS PALESTINOS

22 de noviembre de 2017
Hoy, más de ciento veinte organizaciones de derechos humanos, sindicatos, asociaciones de turismo ético, grupos deportivos y religiosos de más de 20 países emitieron un llamado internacional instando al principal evento de ciclismo Giro de Italia para mover su “Big Start” 2018 desde Israel debido a sus graves y crecientes violaciones del derecho internacional y los derechos humanos de los palestinos.
El renombrado lingüista Noam Chomsky , prominentes juristas ex relatores especiales de las Naciones Unidas sobre derechos palestinos John Dugard y Richard Falk, el dramaturgo italiano Moni Ovadia, los miembros del Parlamento Europeo Eleonora Forenza y Sergio Cofferati, y la ex vicepresidenta del Parlamento Europeo Luisa Morgantini también firmaron el manifiesto.
La convocatoria fue emitida antes de la presentación oficial de la carrera programada para el 29 de noviembre en Milán, que coincide con el Día Internacional de Solidaridad con el Pueblo Palestino de la ONU.
Los firmantes subrayan que la celebración del Giro de Italia en Israel normalizará la ocupación militar y la discriminación de Israel contra los palestinos y aumentará la sensación de impunidad de Israel, alentando la negación continua de los derechos palestinos estipulados por la ONU.
El Giro de Italia está trabajando con la compañía israelí Comtec Group, el organizador del evento “Big Start,” que tiene actividades en asentamientos israelíes ilegales. En imágenes, mapas y vídeos de carreras oficiales, el Giro de Italia retrata engañosamente a Jerusalén Este, que ha estado bajo ocupación militar israelí durante cincuenta años, como si fuera parte de Israel y la capital unificada del Estado de Israel.
La etapa final planeada para el sur de Israel pasará por docenas de aldeas beduinas palestinas. Israel se niega a reconocer o proporcionar allí “los servicios más básicos, incluyendo electricidad, agua, clínicas, escuelas y caminos”, uno de los cuales Israel ha demolido más de 100 veces .
Los defensores de la declaración también condenan los planes del Giro de Italia de “celebrar” 70 años desde el establecimiento del Estado de Israel como palestinos conmemoran 70 años de despojo, desplazamiento forzado y negación de los derechos de los refugiados palestinos como se establece en las resoluciones de la ONU.
Justo días antes de que tenga lugar el Giro de Italia, el equipo nacional de ciclismo de Israel, que compite por una de las cuatro máquinas tragamonedas para competir en el Giro de Italia, participará en una carrera por la Jerusalén Oriental ocupada hasta el asentamiento ilegal. de Pisgat Ze’ev. La Federación de Ciclismo de Israel patrocina y organiza carreras competitivas de la liga nacional en áreas bajo ocupación militar israelí.
La convocatoria insta al propietario de la carrera, RCS Media Group, a “cambiar el comienzo de la carrera a otro país para garantizar que no participe en las violaciones israelíes al derecho internacional y a los derechos humanos palestinos”.
Los firmantes también recuerdan a RCS, los equipos participantes y los patrocinadores de “las consecuencias legales y el daño a la reputación que se derivan de la colaboración con instituciones y empresas israelíes involucradas en violaciones a los derechos humanos y al derecho internacional”.
Mientras RCS afirma que la carrera no tiene nada que ver con la política, los periodistas y periodistas deportivos describieron el comienzo de la carrera en Israel como un “golpe maestro” de “diplomacia blanda” un “golpe de relaciones públicas” y un “valioso pulido de imagen” a cambio de millones de euros en patrocinio oficial israelí.
Los grupos de la sociedad civil palestina también le escribieron al Papa Francisco instándole a rechazar la invitación del primer ministro israelí Benjamin Netanyahu para lanzar la carrera en Israel el próximo año y no “prestarle” su nombre de ninguna manera a la carrera ciclista del Giro de Italia 2018 debido a su desafortunada insistencia en blanquear la ocupación militar de Israel y las graves violaciones de los derechos humanos “.
Miles de defensores de los derechos humanos y entusiastas del ciclismo han escrito a RCS para instarlo a comenzar desde Israel.
Las ciudades de toda Italia realizarán manifestaciones sobre dos ruedas del 25 al 26 de noviembre, en protesta por el uso de un deporte estrechamente relacionado con la libertad para ocultar la brutal ocupación militar de Israel y el régimen del apartheid.

____________________________________________________________
* Entre los firmantes se incluyen los grupos ciclistas Wilde Pedal en Bélgica y The Big Ride UK, la tienda de bicicletas Biciclettaro en Italia y la Fédération Omnisport de Seine-Saint-Denis en Francia; sindicatos Sindicatos Solidarios en Francia, Movimiento de Trabajadores Cristianos en Bélgica, FIOM-CGIL y USB en Italia, Craigavon Consejo de Sindicatos en Irlanda del Norte y la Confederación Intersindical Galega en España; Association pour le tourisme équitable et solidaire, que representa a 35 organizaciones en Francia que promueven el turismo ético, incluidos 25 operadores turísticos; grupos de fe Pax Christi y la Comunidad Cristiana de Base de Roma en Italia, Kairos Britain y Friends of Sabeel UK, Friends of Sabeel Norway y Kairos – Sabeel Netherlands Foundation; Grupos judíos: Voz Judía por la Paz en los Estados Unidos, Unión de Judíos Progresistas en Bélgica, Red Italiana de Judíos Contra la Ocupación, Judíos por la Justicia para los Palestinos en el Reino Unido.
* El Consejo de Derechos Humanos de la ONU advirtió recientemente a 150 compañías israelíes e internacionales sobre la participación ilegal en asentamientos israelíes, lo que constituye un crimen de guerra en virtud del derecho internacional.
* La resolución 181 (1947) de la Asamblea General de las Naciones Unidas estableció que Jerusalén es como un corpus separatum bajo un régimen internacional especial y ha sostenido reiteradamente que “cualquier acción tomada por Israel, la potencia ocupante, para imponer sus leyes, jurisdicción y administración en la Ciudad Santa de Jerusalén son ilegales.” En 1967, Israel ocupó Jerusalén Oriental, anexionándola unilateralmente, como parte de su capital unida. Ningún país en el mundo reconoce a ninguna parte de Jerusalén como la capital de Israel.
* Mayo de 2018 marcará la conmemoración de los 70 años de la Nakba (“catástrofe”), cuando aproximadamente 800,000 palestinos originarios fueron sacados a la fuerza de su patria.
* La Academia de Ciclismo de Israel (ICA), el equipo nacional de Israel, se creó hace solo tres años con el objetivo declarado de promover el “Israel normal”. El equipo está respaldado por el multimillonario canadiense Sylvan Adams.
* El Giro de Italia es un evento del Circuito Mundial de la Unión Internacional de Ciclistas (UCI), el órgano rector mundial del deporte del ciclismo. La Federación Ciclista y el Equipo Nacional de Israel son miembros de la UCI.
Informa ECCP – COORDINACIÓN EUROPEA DE COMITÉS Y ASOCIACIONES POR PALESTINA
PARA SU PUBLICACIÓN INMEDIATA

Solidaridad de organizaciones palestinas con lucha antimuro. 

Ponencia de Jamal Juma del pueblo palestino ,Pedro Charbel encargado en América Latina del movimiento Boicot, Desinversiones y Sanciones al estado Israel y la compañera Nely de Estados UnidosFotografía del Observatorio de Derechos Humanos de los Pueblos. Museo del Arte de Nogales.

Texto tomado de La Jornada, domingo, 12 de noviembre de 2017

por Georgina Saldierna

 
Dirigentes de organizaciones sociales palestinas viajaron a México para dialogar con sus pares mexicanos, a fin de conectar la lucha contra el muro promovido por la Casa Blanca y el apartheid que impulsa Israel contra el pueblo palestino.
Jamal Juma, coordinador de la Campaña de las Redes Palestinas Antimuro del Apartheid, y Pedro Chaibel, representante en América Latina del movimiento Boicot-Desinversión-Sanciones (BDS) contra Israel, destacaron que tanto la barda construida por el gobierno israelí en Palestina como la que se pretende levantar en la frontera de México representan el colonialismo y la opresión.
En entrevista manifestaron su solidaridad con los mexicanos ante la amenaza de una valla, pues dijeron conocer el impacto negativo en la población de una medida de esta naturaleza.
Señalaron además que hay una conexión muy fuerte entre las dos bardas, ya que empresas israelíes que levantaron la de Palestina participan en el proyecto para la frontera sur estadunidense.
Juma y Chaibel recordaron también que la compañía mexicana Cemex provee materiales de construcción para los asentamientos ilegales de Israel, por lo que pidieron al consorcio dejar de ser cómplice de la colonización, el apartheid y la violación de los derechos del pueblo palestino.
Resaltaron la existencia de resoluciones de la Corte Internacional de Justicia, que prohíben hacer negocio con aquellos estados que promueven las violaciones de derechos humanos.

​POR QUÉ NO ES LEGAL EL MURO EN PALESTINA

Si para construir esta barrera de separación se hubiera seguido el trazado de la línea verde del armisticio de 1949, o las fronteras previas a la guerra de 1967, Israel se habría blindado a sí mismo cumpliendo con la legalidad, pero al definir un trazado de casi 730 kilómetros que en un 80% discurre por suelo cisjordano -adentrándose hasta 22 kilómetros, como denuncia Amnistía Internacional-, el muro ha acabado siendo un arma de ocupación más.
En 2004, la Corte Internacional de Justicia concluyó que la construcción de la valla/muro viola por ello el derecho internacional humanitario y de derechos humanos, y que “Israel también tiene la obligación de poner fin a la violación de sus obligaciones internacionales derivada de la construcción del muro en los Territorios Ocupados palestinos”. Por eso pidió su desmantelamiento.
La CIJ concluyó que Israel tiene la obligación de reparar el daño causado hasta ahora por el muro, señalando el principio de que “[…] la reparación debe subsanar, en la medida de lo posible, todas las consecuencias del acto ilícito […]”.
El propio Tribunal Superior de Justicia de Israel ha concluido en varias ocasiones que había que modificar el trazado porque invadía suelo palestino.
También la Asamblea General de la ONU, en 2003, aprobó una resolución en la que pide a Israel que detenga la construcción del muro que levanta en Cisjordania y que destruya la parte ya hecha de dicha obra -aún queda más de un 20% por levantar-. En el texto se expresaba la preocupación de que la construcción del muro perjudicase las negociaciones de paz e hiciera imposible el plan que contempla la coexistencia pacífica de dos Estados. Además, concluye, agudiza la crisis humanitaria en Palestina.

#MundosinMuros

#WorldwithoutWalls

Fuente HuffPost

​Caravana popular contra todos los muros: políticos, físicos, xenófobos

Por Gerardo Villagrán, especial para Nodal


Centenares de personas acompañan la Caravana internacional por la Unidad de los Pueblos y contra los muros de la infamia, el paramilitarismo y la reforma educativa, que partió el último día de octubre desde la ciudad de Oaxaca, hacia la frontera con Estados Unidos, donde se darán cita el 11 de noviembre representantes de todo el mundo, recorriendo Oaxaca, Puebla, Ciudad de México, Querétaro, Michoacán, Jalisco, Nayarit, Sinaloa y Sonora.

Esta caravana se propone levantar la voz de los pueblos de América en contra de la política de xenofobia, expulsión y discriminación hacia otras comunidades, proclamada por la administración de Donald Trump. Al mismo tiempo, es una manifestación de rechazo a todos los muros físicos que se pretenden imponer, como en Palestina, o muros políticos, contra antiguos y nuevos migrantes.
En la frontera con EE.UU. confluirán delegados de varios países y se realizará un diálogo continental presencial y también a través de las redes sociales y los medios alternativos.
En estas jornadas, organizadas por el Observatorio de Derechos Humanos de los Pueblos (Odhp) se conocerán las denuncias contra el paramilitarismo y la reforma educativa y los compromisos por la defensa territorial, la soberanía y los derechos humanos.
Al paso de la caravana, que arribará a Nogales, en Sonora, el 10 de noviembre, se fueron uniendo representaciones de las comunidades de las ocho regiones del estado, en especial las que integran la Asamblea de los Pueblos en Defensa del Territorio, la Educación Pública Laica y Gratuita, así como integrantes del magisterio oaxaqueño, tras realizar un breve y emotivo homenaje a Daniel Viglietti, el trovador solidario uruguayo que falleció en Montevideo, el 30 de octubre último.
La Coordinadora Internacional ODHP, Daniela González López, comentó la lucha de la organización contra la ocupación de territorios y la exigencia del respeto a la soberanía nacional y los derechos humanos de los pueblos. Uno de los motivos de la caravana es la “guerra contra el narcotráfico” del gobierno federal, que durante diez años ha dejado más de 200 mil muertes, 30 mil desapariciones y más de 280 mil casos de desplazamientos forzados.
Retomando la esencia de la declaratoria política de la primera asamblea internacional de coordinación del Observatorio de Derechos Humanos de los Pueblos, realizado en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca, el 13 y 14 de junio del 2017[i], continúa la movilización internacional para denunciar la agresión de los Estados Unidos y sus aliados como Israel, con una política intervencionista en todo el mundo pero especialmente en Latinoamérica y el Medio Oriente, separándose de acuerdos internacionales en materia ambiental y amenazando con una intervención bélica contra Venezuela.
La Asamblea denunció el aniquilamiento del proceso de paz en Colombia por parte del uribismo, la lucha del pueblo brasileño para hacer cumplir la democracia y sacar al dictador Michel Temer y la lucha del pueblo mexicano contra los proyectos de muerte, asesinatos de periodistas, desapariciones forzadas, encarcelamiento sin juicio a maestros, maestras y dirigentes sociales. Y señaló que la década de gobiernos pripanistas con la supuesta llamada guerra contra el narcotráfico, ha dejado más de 200 mil muertes, más de 30 mil desapariciones, y más de 280 mil casos de desplazamiento forzado.
Daniela González recordó que en Oaxaca se violan los derechos humanos y citó la “Masacre de Agua Fría” en donde 26 personas de la comunidad de Xochiltepec, fueron asesinadas el 31 de mayo del 2002; así como los crímenes cometidos contra el pueblo de Oaxaca durante el 2006; además de la reciente agresión brutal y salvaje cometida el 18 de junio del 2016 en Nochixtlán contra los pueblos mixtecos y el magisterio con un saldo de ocho personas muertas y más de 100 lesionados.
Asimismo, la ejecución de más de 20 personas por parte del ejército mexicano en Tlatlaya, estado de México el 30 de junio de 2014, el asesinato de 16 personas por policías federales en Apatzingán, Michoacán el 6 de enero de 2015, la desaparición forzada de 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa. En los últimos años se han asesinado 129 periodistas, y en el presente sexenio la cifra llega a 45, según la Comisión Nacional de Derechos Humanos.
Desde 2006 Oaxaca viene resistiendo no solo a la pobreza y los terremotos sino también a la práctica del terrorismo de Estado, militarización de la sociedad y criminalización de la protesta, aplicada por los gobiernos local y federal, como la practicada en la mañana del domingo 19 de junio de 2016, a plena luz del día, cuando fue blanco de una operación de guerra no convencional, asimétrica por parte de mandos de los organismos de seguridad, con el saldo de 11 civiles ejecutados sumariamente y medio centenar de heridos.

Desde ese momento comenzó el monitoreo ciudadano de derechos humanos por la Odhp, articulando con organización populares, en la promoción simultánea de la democracia participativa y la aplicación de la justicia en los ámbitos local, nacional e internacional, en una perspectiva activa de construcción y profundización de la resistencia y la rebelión, y de la conformación progresiva y el fortalecimiento del poder popular.
Por su ubicación geográfica, Oaxaca es hoy un territorio estratégico para los proyectos del gobierno de Enrique Peña Nieto pretende instalar con base en los acuerdos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (Tlcan) con Estados Unidos y Canadá, la Iniciativa Mesoamericana y el Plan Mérida, que benefician a grandes corporaciones trasnacionales y que, con el apoyo del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, están diseñados para saquear las riquezas naturales.
Se induce con estos megaproyectos una nueva geografía, marcada por canales de comunicación y generación de energía, que irán seguidos de empresas principalmente extractivas e hidrocarburíferas, que dibujan un nuevo mapa político interno, con nuevas fronteras y nuevas normatividades, señala Ana Esther Ceceña, del Observatorio Geopolítico de la UNAM.
“La formación se acompaña con acciones, y se parte de la base de que es necesario buscar nuevas herramientas políticas y organizativas, dado que desde México hasta la Patagonia la realidad es la misma. Por ello es necesario continuar creando mecanismos populares que aporten a la construcción de la unidad latinoamericana, para que ese otro mundo imprescindible, donde quepan todos, se haga realidad”, señala la ingeniera agrónoma uruguaya Anahit Aharonian, del Consejo Consultivo del Observatorio.
La caravana sigue su camino trazado. Se van sumando nuevos actores de otros estados para confluir en el encuentro internacional en la frontera con Estados Unidos.

Balfour, Inglaterra el genocidio palestino  


Jalil Sadaka 

2 de noviembre 2017 

El 2 de noviembre 1917, hace exactamente un siglo, el ministro del Forgeign Office Lord Arthur Jemes Balfour, hizo púbico su famosa promesa al entonces líder judío Lord Rothschild, consistente en la creación de un “hogar nacional judío” en Palestina. Esta perversa promesa fue el principio de la mayor injusticia cometida contra un pueblo, el palestino. Inglaterra no era dueña de palestina, y el porcentaje de judíos en Palestina no alcanzaba el 5% de la población autóctona, en aquella fecha. 

Dos meses después de aquella célebre y infame promesa, Inglaterra envió sus ejércitos para ocupar palestina, completando la ocupación en septiembre 1918, desde aquel momento comenzaron los preparativos para hacer efectiva de promesa hecha del que no tiene de propiedad al que no merece. Las primeras medidas tomadas por administración inglesa en Palestina fueron para fomentar la inmigración de judíos hacia el territorio, aparte de la llegada de los colonos judíos se tomaron otra serie de medidas para facilitar les la apropiación de las tierras, paralelamente se tomaban otras medidas para poner a los campesinos palestinos en situación insoportables y obligarles a abandonar las tierras. A pesar de esta política, pocos campesinos vendieron sus tierras a judíos rechazando ofertas muy por encima de los precios, exceptuando algunos latifundistas de procedencia Líbanas y Siria, que aprovecharon los desorbitados precios para vender sus propiedades. Cabe recordar que palestina formaba parte de imperio otomano, estaba encuadrada dentro de las provincias de la Gran Siria. 

Inglaterra firmó un acuerdo secreto con Francia 1916 en virtud del cual se reparten de los territorios árabes controlados por los otomanos, contraviniendo las promesas hechas a los árabes de entregarles la independencia y crear un estado árabe unificado desde la frontera de Turquía hasta el mar Arábigo, que incluye la Gran Siria, Iraq y la Península Arábiga, a excepción del sur de Yemen, todo ello a cambio de su sublevación contra los Otomanos. Los árabes cumplieron su parte del trato sin embargo Inglaterra había acordado previamente el reparto de este vasto territorio con los franceses, lo que se conoce como el Tratado Sykes-Picot. Conforme al cual Palestina se consideró región internacional, aunque Francia aceptó posteriormente poner este territorio bajo administración inglesa. 

La Promesa de Balfour fue la culminación de los teje manejes del Movimiento sionista liderado entonces por Theodor Hertzel, autor del libro “El Estado Judío”, considerado el padre y fundador de lo que se conoció posteriormente el estado de Israel. 

Entre las medidas efectivas tomadas por los ingleses en cumplimiento de  la promesa de Balfour a parte de la expropiación de tierras palestinas, la promulgación de una serie de leyes para facilitar su apropiación por los judíos, cabe destacar la creación de la primera brigada armada formada por judíos, la creación de instituciones coloniales y la persecución de los nacionalista palestinos. 

Los palestinos cada vez más consciente de lo que estaba tramando la potencia administradora del territorio, en el nombre del mandato internacional, comenzaron a organizar la resistencia, contra los ingleses y judíos. 

Los primeros actos armadas de resistencia palestina comenzaron en 1919 mediante la Asociación al Fidayia”, que fue desmantelada por las tropas coloniales. 

En 1920 se estalló lo que se puede considerar la primera intifada popular palestina la del Nabi Musa, en Jerusalén, liderada entonces por el Jeque Amin al Huseini, los ingleses respondieron imponiendo el estado de excepción, condenaron al Jeque a 10 años de presión en ausencia, condena que nunca se hizo efectiva. 

Los muestras de resistencia palestina no cesaron, recordamos entre otras el levantamiento popular de Yafa 1921 contra la inmigración judía, la rebelión de al Buraq 1928 , en respuesta al intento judío de convertir el “Muro del Buraq o  el muro de las lamentaciones” en un templo judío. Al año siguiente los palestinos se enfrentaron a los manifestantes judíos que se dirigían al muro de las lamentaciones, en consecuencia 116 palestinos fueron asesinados cuando las tropas inglesas que protegían a los judíos abrieron fuego contra los palestinos  

En 1935 el jeque Ez Edin al Qassan declaró una rebelión contra los ingleses y los inmigrantes judíos. Las tropas inglesas le sitiaron junto a sus compañeros en los pinares de Yaabad (cerca de Yenin), se entabló un largo enfrentamiento que acabó con la vida de al Qassan y dos de sus compañeros y la detención de siete palestinos, en el marco de esta misma operación contra la insurgencia. 

Este rebelión fue el detonante de la huego general del 1936, considerada la más larga de la historia hasta entonces, que se convirtió en un movimiento de desobediencia civil, seguido por todos los sectores sociales, en un marco de unidad nacional auspiciada por el llamado “Comité Árabe Supremo” dirigido por el jeque Amin al Huseini que entonces presidia El Consejo Superior Islámico.


Inglaterra al verse incapaz de acabar con el huelga general, recurrió una vez más, al engaño pidió la  intermediación de los países árabes, los dignatarios de Arabia Saudí, Iraq, Yemen, y Transjordania, dirigieron un llamamiento a los palestinos para poner fin a la huelga y la desobediencia civil, basándose en los buenas intenciones y la amistad con Inglaterra. Los palestinos respondieron positivamente a este llamamiento poniendo fin a su huelga después de seis meses. 

Una vez más los británicos incumplieron sus promesas, formaron una comisión en 1937 que recomendó la creación de dos estados en Palestina, uno árabe y el otro judío. El pueblo palestino rechazó este propuesta, y estalló de nuevo la rebelión. Las autoridades inglesas respondieron con mas represión, disolviendo el Comité Suprema Árabe, confinando a sus miembros a la islas de Sychelles  en el océano indico, no contentos con esta medida obligaron al Jeque Amin al Hoseini a dejar la presidencia del Consejo Islámico Supremo, y procedieron  a una campaña de detenciones masivas 

La rebelión alcanzó su punto álgido en 1938. Para atajar la situación los ingleses enviaron refuerzos militares y procedieron a la reocupación de todos los territorios controlados por los palestinos, utilizando todos su podrió militar, asesinando a muchos líderes de la revuelta, que se enfrentaban al mayor imperio en aquel momento. 

Paralelamente a estos acontecimientos los capitalistas judíos de Inglaterra y Estados Unidos enviaban dineros a raudales para el proyecto construcción del “hogar nacional judío”. El propio Balfour fue quien inauguró la universidad hebrea en Jerusalén en 1925. Mientras en el frente diplomático Inglaterra y sus aleados se afanaban para conseguir el apoyo y los votos necesarios para que la Asamblea General de la Naciones Unidas aprobara una resolución 29 de noviembre 1947 de partición de Palestina. 

Este es un resumen apresurado de la negra historia del mandato británico sobre Palestina, y su papel crucial en el genocidio palestino. 

La responsabilidad inglesa de la posterior Nakba palestina, es evidente: creemos que es hora de que las autoridades inglesas reconozcan esa responsabilidad y inicien un proceso para esta responsabilidad y resarcir a los palestinos, obligando al actual estado sionista a reconocer el derecho de los palestinos a formar su propio estado independiente, conforme a las resoluciones de las Naciones Unidas, que constituyen un elemental derecho y un modo para poner fin  a una tragedia que dura ya un siglo.

​El cineasta galardonado Ken Loach dona todos los ingresos de las proyecciones de su última película al movimientos de BDS

05/10/17 Comité Nacional de Boicot, Desinversión y Sanciones de Palestina (BNC)/Reino Unido
El galardonado cineasta británico Ken Loach ha donado todos los ingresos de las proyecciones de su última película en lugares israelíes al movimiento BDS como un gesto de apoyo a la lucha palestina por la libertad, la justicia y la igualdad.


El galardonado cineasta británico Ken Loach ha donado todos los ingresos de las proyecciones de su última película en lugares israelíes al Comité Nacional BDS Palestino (BNC) como un gesto de apoyo a la lucha palestina por la libertad, la justicia y la igualdad.

La película de Loach “Yo, Daniel Blake” fue proyectada en Israel contra sus deseos. Nosotros en el BNC estamos muy conmovidos por su gesto de solidaridad y nos alentamos, como siempre, por su apoyo de larga data e inquebrantable a la lucha palestina no violenta contra la ocupación militar israelí, el colonialismo y el apartheid.

Inspirado por el boicot cultural del apartheid Sudáfrica, el movimiento BDS hace un llamamiento a los artistas conscientes para que se abstengan de actuar en Israel y de negarse a participar en eventos patrocinados por el gobierno o entidades israelíes cómplices de las atroces violaciones de derechos humanos hasta que Israel cumpla con sus obligaciones ley internacional. El movimiento BDS no espera que los artistas que prestan atención al llamado palestino al boicot cultural hagan algo más allá de su control para aislar el régimen de opresión de Israel.

Las películas de Ken Loach son testigos de graves injusticias y llenas de integridad, amor y solidaridad humana.Miran la brutalidad del poder de frente y nunca pierden la esperanza en la capacidad de las personas decentes que actúan juntas para transformar el mundo, para hacerlo más amable y más bella.

Ken Loach encarna toda la integridad y generosidad de sus películas.

Gracias, Ken, por su inquebrantable y solidaria solidaridad.  

El Comité Nacional BDS Palestino ( BNC ) es la coalición más grande de la sociedad civil palestina. Dirige y apoya el movimiento global de boicot, desinversión y sanciones. Síguenos en   Facebook y Twitter @BDSmovement .

KEN LOACH

DANIEL BLAKE

.